We Fight for Yousus abogados idioma
800.608.2965
West Palm Beach & Lake Worth
800.608.2965 Free Case Consultation

Los Conductores Jóvenes Crean Mayor Riesgo

Miles de personas mueren cada año debido a conductores que van a alta velocidad, distraídos, o pasándose las luces rojas. Aunque los accidentes fatales son causados ​​por conductores de todas las edades, una nueva investigación sugiere que los adultos jóvenes representan el mayor riesgo para los automovilistas en West Palm Beach.

Según la National Highway Traffic Safety Administration (NHTSA), 3,477 muertes ocurrieron en 2015 debido a conductores distraídos. El exceso de velocidad fue la causa de 10.219 muertes y un factor de incidencia en el 30 por ciento de todos los accidentes mortales, de acuerdo con la investigación de la NHTSA. Mientras tanto, el Insurance Institute for Highway Safety (Instituto de Seguros para la Seguridad Vial) informó que hubo 126.000 heridos y 709 muertos en 2014 debido a automovilistas que no pudieron parar en las luces rojas cuando debían hacerlo. Los Conductores Jóvenes Crean Mayor Riesgo

Si bien los conductores de todas las edades pueden participar en comportamientos peligrosos, algunos grupos de conductores son mucho más propensos que otros a correr riesgos innecesarios. En particular, los automovilistas de 19 a 24 años pueden ser los más peligrosos en las carreteras de los Estados Unidos, según un reciente estudio realizado por la AAA Foundation for Traffic Safety.

Aunque muchas personas asumen que los conductores más jóvenes son los más peligrosos, los conductores de edades comprendidas entre los 16 a 18 años tienen menos probabilidades que muchos de sus pares mayores de participar en comportamientos de conducción de alto riesgo como exceso de velocidad, envío de mensajes de texto mientras manejan o pasarse las luces rojas.

Cuando la Fundación AAA preguntó a los conductores de todos los grupos de edad acerca de si habían participado en estos comportamientos, aproximadamente el 70 por ciento de los conductores de 16 a 18 años admitieron que habían hecho estas cosas recientemente mientras manejaban. Solamente las personas de la tercera edad eran menos propensas a enviar mensajes de texto, ir a exceso de velocidad o pasarse las luces rojas. Pero incluso en el grupo de personas de 60 a 74 años de edad, más del 67 por ciento dijo que había hecho estas cosas.

¿Cuáles son los conductores con más probabilidades de ir a alta velocidad, enviar mensajes de texto o pasarse las luces rojas? Los adultos jóvenes entre las edades de 19 a 24 años. Este grupo de jóvenes han tenido su licencia de conducir el tiempo suficiente para sentirse más seguros y más dispuestos a participar en conductas de conducción riesgosas. Sin embargo, es posible que no aprecien cuán grande es el riesgo que están corriendo.

Por otra parte, los conductores de 19 a 24 años no son sólo un poco más propensos a participar en comportamientos peligrosos. Según el estudio de la AAA, los conductores de 19 a 24 años eran 1,6 veces más propensos que todos los conductores a leer un mensaje de texto o un correo electrónico mientras manejan. Igualmente eran el doble de propensos a escribir un correo electrónico o un mensaje de texto en comparación con todos los demás conductores. Cerca de la mitad de ellos dijeron que se habían pasado las luces rojas el mes anterior, mientras que solo el 36 por ciento de todos los conductores admitieron haberse pasado una señal de tráfico que acababa de cambiar cuando habría sido más seguro que se detuvieran. Los jóvenes de la generación del milenio también fueron 1,4 veces más propensos a admitir que habían conducido demasiado rápido en una zona residencial, superando el límite de velocidad por lo menos en 10 millas por hora.

Cuando los conductores adultos jóvenes hacen este tipo de cosas, están haciendo las carreteras mucho más peligrosas. Las estadísticas hablan por sí solas cuando se trata del alto número de muertes causadas por conductores que van a exceso de velocidad o distraídos. Los automovilistas adultos jóvenes necesitan comprender cuán arriesgados son estos comportamientos, para que puedan dejar de hacerlos. De lo contrario, seguirán representando una amenaza en las carreteras, poniendo a todos en riesgo de sufrir graves daños.

Los conductores que violan la ley o no tienen un cuidado razonable mientras van detrás del volante pueden ser hallados negligentes en un tribunal civil. Aunque en la Florida rige un sistema a todo riesgo, sin perjuicio de la responsabilidad, cuando se trata de responsabilidad por accidentes de auto, aquellos que sufren más de $10.000 en daños pueden apartarse del sistema de protección contra lesiones personales (PIP) y formular una reclamación por daños adicionales contra el conductor negligente. Un abogado experto en accidentes vehiculares será capaz de ayudar en tales casos.

Categories: Posts